PUEBLA CAMPEON DE LA GLORIA AL INFIERNO

POR: GUILLERMO GONZALEZ (MEMOTRI)

Puebla se engalana a tres semanas de su posible y eminente descenso. Del altar a su tumba, el ser campeón de la Copa MX. No le salvara de la caída al precipicio del descenso pero si tal vez aminorar un poco el dolor de ver a puebla en la tabla del descenso

En este punto si quiero mencionar fue un juegazo con todas las emociones de parte de los dos equipos. Golazos, penales acertados y fallados, expulsados, apagones y la cereza del pastel la leyenda dando sus últimos pinceladas  de talento tal vez no con la rapidez en sus piernas pero si en su mente que para el gran Cuauhtémoc Blanco siempre fue un juego que deleitaba a muchos y otros sufrían.

El marcador consecuente y casualmente fue 4-2 que coincidía con la edad de Blanco 42 años, desde este martes por la noche el no será un anima en pena si no los estadios darán pena, porque él le ha dado la espalda a la señora pelota, hoy viuda de Blanco, en el limbo del abandono, empezará a buscar un nuevo virtuoso que derroche la magia arrabalera del hijo predilecto de Tepito.

¿El partido? Estrujante. Puebla tuvo un cómplice poderoso: Chepo de la Torre que lanzo, respetuosamente a sus dirigidos en la Copa, para que consumaran la conquista absoluta. Y esperaba que el rival hiciera lo mismo. Se equivocó y en una final el error es un fracaso.

Por parte del Puebla mando a la elite de sus ya casi zombis de la Primera División. Y ellos encontraron en la reivindicación el escenario perfecto y mágico de irse, tal vez, a la tumba del descenso, con el mejor epitafio posible, como campeones de la Copa MX.

Al menos la copa puede ser el perfecto recipiente para sus cenizas, cuando, tal vez sean cremadas en tres semanas más.

Chivas no pudo detener al Chavo Alustiza a pesar de que Tamay desperdiciaba, y de que Luis Gabriel Rey en sus destellos de goleador que algún día fue, Chivas llegó a empatar. Con el 2-0 en contra Aldo de Nigris tuvo dos momentos de inspiración, de regresión de lo que algún día fue. Pero el 2-2 termino ser la arenga final para que el Puebla encontrara la distancia infinita del 4-2.

Con el daño hecho Cuauhtémoc solo para cerrar la noche del retiro y brindar con la copa pero esta vez vacía, porque en su nueva vida de político no puede brindar en público. 

En fin esperemos que en esta oportunidad  la maldición del Campeón de Copa MX no se cumpla. Recordemos que sus anteriores campeones han pagado un precio muy alto, como si fuera este el lado oscuro y perverso de la gloria. Revisemos los infortunios que los anteriores campeones han debido pagar, como el Atlante, el mismo Puebla en este momento, con Morelia ya arrumbado en la zona de descenso para el próximo torneo, y Cruz Azul y Santos dan tumbos y Tigres saca las garras, pero no garantiza nada.

Y bueno me despido no sin antes  reiterar mi compromiso de traerle siempre lo más polémico de nuestro Futbol Mexicano a nuestros distinguidos lectores no me resta que decirles hasta la PRÓXIMA.